Crosswalk.com aims to offer the most compelling biblically-based content to Christians on their walk with Jesus. Crosswalk.com is your online destination for all areas of Christian Living – faith, family, fun, and community. Each category is further divided into areas important to you and your Christian faith including Bible study, daily devotions, marriage, parenting, movie reviews, music, news, and more.

Intersection of Life and Faith

<< Alimento Diario

Alimento Diario - 20 de Enero

  • 2014 Jan 20
  • COMMENTS
  

 

Salvos por…

El mensaje de la cruz es una locura para los que se pierden; en cambio, para los que se salvan, es decir, para nosotros, este mensaje es el poder de Dios. 1 Corintios 1:18

En la explicación del Primer Artículo del Credo Apostólico, Lutero dice: “Creo que Dios… me protege de todo peligro y me preserva y libra de todo mal. Y todo esto lo hace por pura bondad y misericordia paternales y divinas, sin que yo lo merezca, ni sea digno de ello. Por tanto, estoy obligado a darle gracias por todo y ensalzarle, servirle y obedecerle. Esto es ciertamente la verdad.

John trabaja en una empresa en Atlanta. Una noche, a eso de las 3 de la madrugada, John estaba ayudando a un cliente, cuando escuchó cinco tiros. Una de las balas lo alcanzó a él. Increíblemente, la bala no llegó a su cuerpo, sino a su celular. Normalmente, un celular no detiene una bala, pero esta bala se incrustó con la pila del celular de John, y gracias a ello a él no le sucedió nada.

Así como Dios defendió a John del peligro, también nos defiende a nosotros. Permítame preguntarle: ¿cuántas balas le han llegado cerca a usted? Piense un poco. ¿Cuántas enfermedades no ha tenido? ¿Cuántos accidentes no ha sufrido? ¿De cuántos peligros le ha protegido Dios?

Todas esas cosas le podrían haber sucedido, pero no le sucedieron… porque el Señor le protege. Y porque el Señor nos protege, nuestros corazones siguen latiendo, nuestras mentes siguen pensando, y nuestros pulmones siguen inhalando oxígeno.

Incluso cuando no lo sabemos… y eso es la mayoría de las veces… Dios nos está cuidando y protegiendo. Y lo hace no porque somos buenos o porque lo merecemos, sino porque así es Dios.

Entonces, ¿qué debemos hacer? Lutero lo dijo bien: debemos darle gracias, servirle y obedecerle.

ORACIÓN: Padre celestial, gracias por protegernos de los peligros y males que no vemos o conocemos. Enséñanos a ser siempre agradecidos. En el nombre de Jesús. Amén.

© Copyright 2010 Cristo Para Todas Las Naciones  

CRISTO PARA TODAS LAS NACIONES 
660 Mason Ridge Center Dr. 
St. Louis, MO 63021 
1-800-972-5442 
camino@lhm.org 
www.paraelcamino.com 

Archives

Follow Crosswalk.com