Crosswalk.com aims to offer the most compelling biblically-based content to Christians on their walk with Jesus. Crosswalk.com is your online destination for all areas of Christian Living – faith, family, fun, and community. Each category is further divided into areas important to you and your Christian faith including Bible study, daily devotions, marriage, parenting, movie reviews, music, news, and more.

Intersection of Life and Faith

<< Con Diseño Divino

Ánimo Para la Mujer - La Semana del 5 de Deciembre

  • 2012 Dec 05
  • COMMENTS

 

LA NAVIDAD SIEMPRE CUESTA                                                                                      Wendy Bello

 “La actitud de ustedes debe ser como la de Cristo Jesús, quien, siendo por naturaleza Dios…se rebajó voluntariamente, tomando la naturaleza de siervo  y haciéndose semejante a los seres humanos.”Juan 2:3 (NVI)

Lectura:

El escáner no dejaba de sonar mientras la pantalla mostraba los precios de todos los artículos que la cajera iba pasando. Lo que pensé en ese momento salió de mi boca casi sin darme cuenta: “¡Menos mal que la Navidad es solo una vez al año!” A lo que la cajera contestó: “¡Debería ser cada tres años!”.

Esa conversación no se me ha olvidado. Y es que en realidad, la Navidad siempre ha costado algo, desde el principio.

A Jesús le costó todo. Un viejo himno dice: “Tú dejaste tu trono y corona por mí, al venir a Belén a nacer…”. El Rey tuvo que despojarse de toda su gloria divina para que la Navidad pudiera ser una realidad, no solo en Belén aquel día, sino cada día en que alguien decide darle morada en su corazón.

María dijo sí a la primera Navidad a riesgo de que José la rechazara cuando supiera que estaba embarazada y no le creyera cómo había sido. Y eso ni siquiera tendría comparación con el dolor que experimentaría al final de la vida de aquel bebé. Le costó ser valiente.

José aceptó ser el papá del niño rey de Belén. No estaba en sus planes. Su primer hijo en realidad no era completamente suyo. Pero dijo que sí. Le costó obediencia y humildad.

Los famosos hombres sabios del Oriente viajaron desde lejos, con todos los riesgos e incomodidades que una travesía así implicaba en aquel entonces, para ser partícipes de la primera navidad. Les costó tiempo, recursos y hasta valor para no obedecer a la orden del rey Herodes.

Los pastores estaban muy tranquilos haciendo su trabajo cuando los ángeles les interrumpieron. ¿Cuánto caminaron, qué pasó con las ovejas? No sabemos. Les costó salirse de su rutina para ser testigos de la Navidad más grande.

¿Y a ti y a mí? Dar regalos a otros siempre nos cuesta algo, ya sea dinero, tiempo, algún tipo de trabajo o todas esas cosas juntas. Pero, ¿qué nos va a costar “llegar a Belén” en esta Navidad? ¿Qué nos va a costar estar con Jesús? Nos va a costar un poco de lo que mencioné antes y todo a la vez.

  1. Para seguir a Jesús tenemos que ser valientes, como María, porque el rechazo es parte del paquete. Y muchas veces el dolor también lo es.
  2. Como a José, nos va a costar obediencia para seguir los planes de Dios y agradarle; humildad para aceptar que sus planes son siempre mejores que los nuestros. 
  3. Nos va a costar riesgos e incomodidades, como a los magos, porque la travesía es larga y difícil; pero como a ellos, al final nos aguarda un regalo tan maravilloso que todo habrá valido la pena.
  4. Nos costará dejar que Dios nos interrumpa, dejar lo que estamos haciendo e ir a hacer lo que él nos pide.

La compra de regalos navideños es solo una vez al año y es verdad que nos cuesta; pero vivir la Navidad es algo de todos los días, y también tiene un precio. Gracias a Dios que no le importó el precio de la primera navidad. ¿Estamos tú y yo dispuestas a pagar el nuestro? Espero que sí.

Padre, gracias porque Jesús pagó el precio de la Navidad. Recuérdanos que seguirte también tiene un precio, y ayúdanos para estar dispuestas a pagarlo cada día. En el nombre de Jesús, amén.

Nuestros recursos sugeridos:                                                                                                                                                               Cuando compras algún recurso a través de los Ministerios Proverbios 31 dejas una huella la eternidad porque tu compra apoya las diversas esferas que sin costo alguno ofrece este ministerio para dar esperanza. Quisiéramos competir con los precios que ofrecen los enormes almacenes que venden en línea, pero sencillamente no podemos hacerlo. Por lo tanto, agradecemos muchísimo todas y cada una de las compras que hagas con nosotros. ¡Gracias!

 

Nuestros recursos

¿Quieres una Navidad más enfocada en Jesús? Visita el blog de Wendyy explora su serie “El corazón de la navidad”

Facebook  

Reflejar y responder:

¿Ya hubo Navidad en tu corazón? Si Jesús todavía no ha nacido allí, toma la decisión hoy.

Lee otra vez los 4 puntos sobre el costo de vivir la Navidad cada día. ¿Qué precio estás evitando pagar?

Versículos poderosos:                                                                                                  Filipenses 3:8, “Así es, todo lo demás no vale nada cuando se le compara con el infinito valor de conocer a Cristo Jesús, mi Señor. Por amor a él, he desechado todo lo demás y lo considero basura a fin de ganar a Cristo” (NTV).            

© 2012 de Wendy Bello. Todos los derechos están reservados.       

Proverbios 31 Ministerios para la mujer                                                                     
616-G, Matthews-Mint Hill Road                                                                                      
Matthews, NC 28105                                                                         
www.proverbs31.org

 

 

Archives

Follow Crosswalk.com