;

Crosswalk.com aims to offer the most compelling biblically-based content to Christians on their walk with Jesus. Crosswalk.com is your online destination for all areas of Christian Living – faith, family, fun, and community. Each category is further divided into areas important to you and your Christian faith including Bible study, daily devotions, marriage, parenting, movie reviews, music, news, and more.

Intersection of Life and Faith

<< Encuentro con Jesús

Encuentro con Jesús - 6-7 de Noviembre, 2010

  • 2017 Nov 06
  • COMMENTS

Noviembre 7, 2010

Filipenses 2.5-8 

Uno de los mayores obstáculos para la efectividad del evangelio, es la manera como actúan los cristianos en la iglesia, y cómo lo hacen en otros lugares. La manera como vivimos para Dios debe inundar todas las áreas de nuestra vida. El lugar de trabajo no es una excepción.

La manera como actuamos refleja nuestra fe. Entonces, si decimos ser cristianos, nuestros compañeros de trabajo, jefes y empleados equipararán nuestras actitudes y acciones con el Señor Jesús. ¿Ven las personas que trabajan con usted un reflejo positivo de Dios en su ética de trabajo?

Echemos un vistazo a un modelo bíblico a seguir por el creyente. Primero, debemos vernos como servidores. Segundo, nuestro verdadero jefe es Cristo; por tanto, trabajemos con interés e integridad, sabiendo que nuestra recompensa viene de él. Tercero, ya que toda autoridad en la tierra ha sido dada por Dios (Jn 19.11), debemos obedecer con agrado a nuestros superiores, a menos que, por supuesto, nuestro jefe nos pida que hagamos algo contrario a la Palabra de Dios. Y, por último, todos aquellos con y para quienes trabajamos, son de valor para el Creador y debemos tratarlos con respeto.

Piense en cómo se aplica aquí la regla de oro: "Traten a los demás como ustedes quisieran ser tratados". Dicho de otra forma, imagínese a usted mismo como el jefe y pregunte: ¿Cómo me gustaría que trabajaran los empleados?

Debemos trabajar como si Dios fuera nuestro jefe. Esto significa hacer las tareas con alegría, con una actitud de servidores, con respeto por los demás, con diligencia y con obediencia a quienes tienen posiciones de autoridad. Imagine lo que podría ser el lugar de trabajo si todos los creyentes vieran sus empleos de esta manera. Debemos trabajar como si Dios fuera nuestro jefe. Esto significa hacer las tareas con alegría. 

www.encontacto.org  - www.encontacto.org/meditaciondiaria  -  www.encontacto.org/archivodevocional

 



Archives

Follow Crosswalk.com