Crosswalk.com aims to offer the most compelling biblically-based content to Christians on their walk with Jesus. Crosswalk.com is your online destination for all areas of Christian Living – faith, family, fun, and community. Each category is further divided into areas important to you and your Christian faith including Bible study, daily devotions, marriage, parenting, movie reviews, music, news, and more.

Intersection of Life and Faith

<< Alimento Diario

Alimento Diario - 27 de Julio

  • 2014 Jul 27
  • COMMENTS
  

 

El Salvador

Dios no envió a su Hijo al mundo para condenar al mundo, sino para salvarlo por medio de él.-Juan 3:17

Lucas, un conductor de autobús de la ciudad de Búfalo, en el estado de New York, iba manejando por su ruta a eso de las 6:30 de la mañana, cuando notó que, de la parte trasera de una casa, salía humo.

Inmediatamente detuvo el autobús, con los pasajeros adentro, corrió a la casa, y golpeó la puerta para alertar a las personas que, por la hora, todavía estaban durmiendo, salvando así la vida de diez personas.

Luego de asegurarse que todos estuvieran sanos y salvos, Lucas regresó a su autobús, y retomó su recorrido habitual.

El incendio, que todavía está siendo investigado, causó cerca de $80,000 dólares en daños. Más tarde se supo que algunas personas habían llamado al 911 para avisar del incendio, pero Lucas fue el único que hizo algo.

Se podría decir que Lucas es casi un héroe… o un salvador, aunque por supuesto entre él y Jesucristo hay unas cuantas diferencias.

Si bien él hizo algo noble, no le costó la vida sino tan solo unos minutos de su tiempo. En cambio a Jesús, su sacrificio le costó todo, incluyendo su vida. Además, Lucas salvó diez personas, mientras que Jesús ofrece su salvación a todas las personas de todos los tiempos.

Cuando Lucas terminó, pudo seguir adelante con su vida… cuando Jesús terminó con su obra, su cuerpo maltratado y sin vida fue puesto dentro de una tumba prestada.

Las diez personas a quienes Lucas salvó, algún día morirán… pero quien es salvado por Jesús, vivirá para siempre.

Y no es que esté tratando de minimizar el acto de Lucas o de muchos otros que hacen lo  correcto, por el contrario les doy las gracias.

Pero también quiero animar a todos a unirse en mi agradecimiento, alabanza, servicio y obediencia al Salvador, quien hizo el sacrificio supremo para salvar al mundo.

ORACIÓN:  Señor, te doy gracias por todos los que, como Lucas, han salido de su camino para ayudar a otros. Que ellos sean un recordatorio del inmenso sacrificio que Jesús hizo para salvarnos de una muerte certera y eterna.  En el nombre de Jesús. Amén.

© Copyright 2011 Cristo Para Todas Las Naciones

CRISTO PARA TODAS LAS NACIONES 
660 Mason Ridge Center Dr. 
St. Louis, MO 63021 
1-800-972-5442 
camino@lhm.org 
www.paraelcamino.com 

Archives

Follow Crosswalk.com