Crosswalk.com aims to offer the most compelling biblically-based content to Christians on their walk with Jesus. Crosswalk.com is your online destination for all areas of Christian Living – faith, family, fun, and community. Each category is further divided into areas important to you and your Christian faith including Bible study, daily devotions, marriage, parenting, movie reviews, music, news, and more.

Intersection of Life and Faith

<< Conexión Vertical

Conexión Vertical - 20 de Diciembre

  • 2011 Dec 20
  • COMMENTS

 

El pez que me tragó.
 
“Y mandó Jehová al pez, y vomitó a Jonás en tierra” Jonás 2:10
 
Este versículo es parte de una historia muy familiar para la mayoría de nosotros. El libro de Jonás nos cuenta que este profeta fue enviado a la ciudad de Nínive, para guiarles al arrepentimiento, pero Jonás no deseaba que esta nación que había oprimido a su pueblo por tanto tiempo fuese perdonada por Dios y sencillamente se embarco en un navío que se dirigía a un lugar en dirección opuesta a Nínive. En su camino se levanta una gran tempestad y el mismo reconoce se el responsable por estar en desobediencia a Dios, los otros tripulantes no tienen otra opción que echarle al mar donde un pez muy grande, preparado por Dios se lo traga. Al final del relato vemos como Dios envía el pez que vomite a Jonás en tierra pero esto no tomo lugar hasta que habían transcurrido tres días.
 
Usted se preguntará porque Dios se tardó tantos días, para sacar a Jonás del vientre de aquel enorme pez, lugar donde Jonás mismo expresa sentir que la muerte le había abrazado. Pero dice la palabra de Dios, que fue hasta el tercer día que Jonás clamo a Dios, pidió perdón y se arrepintió de su falta, entonces fue liberado de aquel lugar parecido la sepultura.
 
Es cierto que Dios permite que pasemos por pruebas pero también es necesario reconocer que muchas circunstancias que vivimos son resultado de nuestra desobediencia a Dios. Sin embargo; nuestro Padre es un Dios de misericordia y esta esperando que miremos al cielo y clamemos al que es poderoso para librarnos aun de nuestros mismos errores. Necesitamos pedir perdón y humildemente reconocer que ir en contra de su voluntad no tiene buenos resultados. , Por ultimo, es necesarios que con un Corazón sincero expresemos como Jonás: “Mas yo con voz de alabanza te ofreceré sacrificios; pagaré lo que prometí. La salvación es de Jehová” (Jonás 2:9)
 
Los tres peores días en la vida del profeta, le enseñaron la verdad mas grande que pudo haber aprendido en su profesión como vocero de Jehová; y es que aquellos que siguen vanidades ilusorias, abandonan la misericordia de Dios. (Jonás 2:8). Igual nosotros podemos aprender hoy que alejados de la perfecta voluntad de nuestro hacedor, estamos a merced de nuestros errores y sus consecuencias. Volvámonos hoy a Dios, busquemos su misericordia y perfecta voluntad en nuestras vidas y no dejemos pasar mas tiempo. 
 
Salmos 86:5 “Porque tú, Señor, eres bueno y perdonador, Y grande en misericordia para con todos los que te invocan”.

Haz clic aquí para escuchar a Promesas De Dios
Haz clic aquí para ver videos de Al Punto con el Dr. Jeffrey de Leon  

Haz clic aquí para visitar la página de CVC La Voz

Si necesitas oración o consejería, CVC La Voz tiene personas preparados para recibir ayuda. CVC La Voz Radio Cristiana provee contenido dinámico y relevante diariamente para impactar vidas. Tenemos un grupo dedicado de consejeros listo para recibir su petición de oración, comentarios o preguntas.

Archives

Follow Crosswalk.com